¿Cómo adaptar el estilo de liderazgo al equipo?

Email

En 1965 Bruce Tuckman, profesor de Psicología de la Universidad de Ohio, desarrolló un modelo para dar explicación al desarrollo de los equipos de trabajo conocido como ‘Modelo Tuckman’. Según este modelo, a medida que los miembros de un grupo van evolucionando y van adquiriendo distintas habilidades y competencias, el líder debe ir adaptando su estilo de liderazgo a las necesidades del equipo. De este modo, durante las primeras fases de desarrollo del equipo, el líder tiene que utilizar un estilo más directivo y tener un mayor grado de control sobre el conjunto del grupo, mientras que en las etapas finales deberá ir proporcionando mayor autonomía a los miembros. Es esencial pues, que el líder sepa identificar la etapa en la que se encuentra el equipo con tal de poder aplicar el estilo de liderazgo adecuado en cada situación. Pero, ¿cómo identificar las diferentes etapas por las que pasa un equipo de trabajo?

La primera fase, según el modelo de Tuckman, es la de FORMACIÓN. Durante esta etapa, el grupo comienza a conformarse, las personas no tienen muy claros los objetivos, roles y responsabilidades de cada una y tampoco saben muy bien hacia donde enfocar la dirección del equipo. Es por ello que a lo largo de esta primera fase, el líder deberá dirigir, comunicar objetivos y definir las tareas individuales de cada persona y servir como guía para el equipo.

La segunda fase del modelo es la de CONFLICTO. En este momento los roles y responsabilidades de cada uno se empiezan a definir y los objetivos del equipo comienzan a estar más claros. Sin embargo, durante esta etapa algunos conflictos y tensiones surgen entre los integrantes, hecho que aumenta la competitividad para ganar una posición de poder en el equipo. La fase de conflicto también se caracteriza por las dificultades que surgen a la hora de llegar a acuerdos. El líder tendrá que promover un ambiente de trabajo positivo y actuar como instructor tratando de aliviar tensiones y fortalecer la cohesión del equipo, pero dando un poco más de margen de libertad que en la etapa anterior.

La fase de NORMALIZACIÓN es la tercera etapa de desarrollo y se caracteriza por la formación de acuerdos y consensos dentro del equipo. En esta etapa, los integrantes disponen de todos los recursos necesarios para llevar a cabo la tarea con éxito. Asimismo, los roles y responsabilidades de cada uno están claramente definidas y aceptadas por todos y se respira un aire de seguridad y confianza. Vemos pues, que el equipo ya ha alcanzado cierto grado de madurez, por lo que el control del líder deberá ser mucho menor. Su rol será el de facilitar y capacitar a los miembros del equipo.

Por último, encontramos la etapa de DESEMPEÑO. Aquí es cuando el equipo empieza a desarrollar su trabajo sobre una base y unas estructuras sólidas. Durante esta fase, los miembros tienen una visión compartida y se enfocan a la obtención de resultados. Además, tienen la capacidad de tomar decisiones importantes sin la intervención del líder, disponiendo pues, de un alto grado de autonomía. De este modo, el estilo de liderazgo que deberá adoptar el líder es de delegación de tareas y responsabilidades proporcionando un alto grado de libertad al equipo.

Estas son las 4 principales etapas de desarrollo por las que pasa un equipo. Sin embargo, Tuckman añadió más adelante una quinta etapa, la de TERMINACIÓN. Esta última fase implica la finalización exitosa del proyecto común y la disolución del equipo de trabajo.

En resumen, para liderar de manera exitosa un equipo de trabajo, es esencial adaptar el estilo de liderazgo a las necesidades del grupo. Para ello, el grado de madurez del equipo será un indicador clave para saber qué estilo de liderazgo se debe aplicar en cada situación.

En Innovation FactoryTM Institute entendemos la importancia de ambos aspectos y los hemos relacionado creando cursos de innovación y creatividad adecuados a las necesidades actuales de las empresas, dotándolos de las herramientas que luego los profesionales podrán utilizar en sus puestos de trabajo y desde cualquier área de la organización para ser más creativos e innovadores. ¡Te invitamos a darle un vistazo a nuestro listado de cursos sobre innovación!

Estos cursos te permitirán profundizar los conocimientos acerca las habilidades y competencias necesarias para liderar equipos de personas de manera eficiente e innovadora. Este curso está adecuado a las necesidades actuales de las empresas y proporciona herramientas que luego los profesionales podrán utilizar en sus puestos de trabajo. ¡Te invitamos a darle un vistazo a nuestros cursos sobre innovación y creatividad!

Esta entrada fue publicada en Formación y coaching, Liderazgo, RRHH y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *