¿Qué es la iniciativa emprendedora intergeneracional?

Email

La iniciativa emprendedora se suele percibir como un movimiento, una dinámica o una voluntad de carácter disruptivo, que busca cambiar las reglas de juego creando algo novedoso, diferente y capaz de solucionar, o por lo menos, facilitar la vida de muchos individuos. El emprendedor generalmente inicia su andadura de manera solitaria o con un equipo muy reducido, pues ante todo se caracteriza por la flexibilidad de su estructura informal, que le permite adaptarse al entorno de manera casi inmediata, debido a los pocos costes que genera su actividad y las escasas obligaciones que suele tener con otros agentes de la sociedad. No obstante, ¿qué pasaría si dicho individuo emprendedor estuviera empleado en la empresa familiar? ¿Debería renunciar a sus sueños en pos del beneficio de la organización y la familia? ¿O quizás seguir su propio camino? Una posible respuesta a estas preguntas es la Iniciativa Emprendedora Intergeneracional.

Suele ocurrir que en empresas familiares, la transición entre una generación y otra acabe resultando complicada e incluso traumática, debido a desavenencias entre dos visiones radicalmente opuestas, conflictos latentes o la incapacidad de los sucesores de mejorar lo realizado por sus antecesores. Sin lugar a dudas, la figura del fundador es muy importante, pues es éste quien mediante su carisma o buen hacer consigue que la empresa salga hacia adelante, que crezca en el mercado y que gane relevancia con clientes y proveedores. Asimismo, su presencia y manera de ser suele determinar la cultura de la empresa e infiere en todos los recovecos de esta. Es por ello, que el fundador, siendo consciente de su huella en la organización, debe garantizar mediante una serie de requisitos e intervenciones, que otros miembros de la familia o de la organización puedan desarrollar paralela y posteriormente sus propias carreras profesionales, habilitar éstos a probar, emprender y buscar nuevas propuestas, para que cuando el fundador no esté en la compañía, los sucesores puedan tomar su legado y continuar en la senda del crecimiento.

La Iniciativa Emprendedora Intergeneracional juega un papel vital en este aspecto, pues hace referencia a toda actividad desarrollada en el seno de una organización con el fin de revitalizar ésta durante la gestión actual o posterior de la generación entrante. Mediante esta práctica se permite liberar el potencial emprendedor e innovador de individuos de la familia que quieran probar suerte sin tener que abandonar la empresa familiar y a su vez, garantizar el crecimiento de la organización mediante la gestión de individuos que han podido desarrollar su valía y que disponen de espíritu emprendedor, esencial para que la empresa pueda expandirse. No obstante, todo esto no es factible a menos que la generación anterior haya sido capaz de preparar el terreno mediante una serie de requisitos, como cambios dentro de la organización para dotar de flexibilidad a esta o una re-estructuración financiera para garantizar temas candentes como el control de la organización o la retribución a los fundadores.

Una vez las condiciones son buenas, entonces las nuevas generaciones pueden intervenir en la empresa mediante prácticas como la diversificación de cartera y negocio, crear divisiones de capital riesgo para fomentar la práctica emprendedora de manera controlada y minimizando impactos negativos, planificar un nuevo sistema de remuneraciones más motivador para los trabajadores o sistemas de información más efectivos para descubrir nuevas oportunidades de negocio y de emprendeduría.

Así pues, la Iniciativa Emprendedora Intergeneracional tiene como objetivo identificar las pautas a seguir para aquellas empresas familiares que quieran renovarse y seguir creciendo durante la transición entre una generación veterana y experta y una generación joven pero sumamente ambiciosa, con ganas de demostrar su talento y su buen hacer. A su vez, se permite a familiares emprendedores no tener que abandonar el negocio, sino a adaptar su talento para emprender a las necesidades de la empresa, la cual, previamente, habrá diseñado una serie de políticas y actuaciones internas para garantizar la posibilidad de emprender sin que ello repercuta negativamente en la actividad principal de la organización.

Estos cursos te permitirán aprender más acerca de la iniciativa emprendedora en PYMES, grandes empresas y empresas familiares, comprender mejor la iniciativa emprendedora desde un punto de vista práctico, profundizar tu conocimiento del proceso emprendedor en empresas y sensibilizar a la organización acerca de la importancia de innovar y habilitar espacios para emprender. Este curso está adecuado a las necesidades actuales de las empresas y proporciona herramientas que luego los profesionales podrán utilizar en sus puestos de trabajo. ¡Te invitamos a darle un vistazo a nuestros cursos sobre innovación y creatividad!

Esta entrada fue publicada en Emprendedores, Innovación y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *